¡La seguridad es lo primero!

La seguridad de máquinas es una área gobernada por múltiples normativas, directivas, requisitos y estándares que es preciso monitorizar estrechamente. Experto en seguridad de Axelent, el Consultor sobre seguridad de máquinas Matthias Schulz, nos muestra su visión sobre los desarrollos en la industria, históricamente y para el futuro. También habla del Manual sobre seguridad de Axelent, que él escribió.  

Matthias Schulz es un experto independiente en seguridad de máquinas que ha trabajado como consultor para la industria de ingeniería en Alemania, Austria y Suiza desde principios de los años 90. Sus cursos y manuales han enseñado a miles de ingenieros a evaluar y a reducir riesgos, así como la documentación técnica dentro de seguridad de máquinas.  

¿Cómo empezaste a trabajar con la seguridad de máquinas? 

Soy traductor técnico titulado. Es un título que, al menos en Alemania, ofrece una sólida formación en ingeniería mecánica. También trabajé en una empresa que fabrica máquinas de moldeo por inyección. Realicé diseños de máquinas en CAD y también trabajé en reparaciones de máquinas. Pasado un tiempo, adquirí suficientes conocimientos y experiencia para crear mi propia empresa de consultoría.  

Eso fue a principios de los 90. Por aquel entonces, la Certificación CE era una novedad y la relación entre las máquinas y su seguridad captó mi interés. Leí tanto como pude sobre la materia y en 1991 publiqué un libro sobre cómo escribir manuales de máquinas conformes a las reglas de Certificación CE. Por aquel entonces había muy pocas personas que supieran algo al respecto y a menudo me pedían que realizara seminarios sobre ese tema. En ellos trataba todos los aspectos, tanto legales como técnicos, desde niveles básicos a avanzados. Eso es algo con lo que he continuado. Por ejemplo, en 1997 empecé a impartir formación para la asociación de ingenieros alemanes (VDI), que tienen una reputación excelente en todo el mundo.  

 

¿Cuál es tu cometido en Axelent?  

En 2008 me contrató Axelent para que les asesorara (y a sus clientes) sobre la evaluación y reducción de riesgos y sobre el marcado CE. Los seis primeros años trabajé caso por caso, pero desde 2014 he sido responsable de Axelent ProfiServices, un proyecto conjunto de ProfiServices, Alemania, mi empresa anterior y Axelent GmbH, Alemania, que ofrece consultoría sobre seguridad de máquinas y marcado CE.  

Hoy día dirijo un grupo sobre seguridad dentro de Axelent que gestiona aspectos de la seguridad que abarcan varios países y clientes. También formo a los ingenieros empleados por Axelent y organizo la formación sobre seguridad básica que se imparte a todos los nuevos empleados en cualquier lugar del mundo.  

 

¿Cómo ha evolucionado la industria de la seguridad de máquinas en los últimos diez años?  

Se ha producido un rápido desarrollo de nuevos dispositivos electrónicos, sobre todo de nuevos controladores y sistemas de control. Como sucede en todos los demás sectores, la seguridad de las máquinas ha pasado de basarse en una seguridad mecánica con paneles de malla, cerraduras y protectores a la prevención mediante vigilancia con sensores ópticos, etc., que evite que las personas puedan ponerse en peligro.  

Las vallas protectoras de máquinas se han vuelto en gran medida un producto estándar. Hace unos 15 o 20 años, las industrias fabricaban sus propios protectores para cercar sus máquinas. Hoy día adquieren sistemas estandarizados. Dichos sistemas deben ser ligeros y fáciles de montar, lo cual solo es posible si están estandarizados.  

El conocimiento y la concienciación sobre la seguridad de máquinas también han mejorado entre las organizaciones en los últimos 10 años, pero este tema aún no se ha abierto paso en la enseñanza superior. Por lo tanto, aquellos que necesitan formación en la materia tienen que dirigirse al el sector privado. En Alemania, Axelent está ayudando a los profesores de una Escuela Técnica en Aalen a integrar la seguridad de máquinas en sus programas educativos. No obstante, aún hay mucho que hacer en esta área.  

Pero las cosas están mejorando. Cada vez veo un mayor número de jóvenes que muestran interés por la seguridad de máquinas, sobre todo en Alemania y el R. U.  

 

¿Cómo crees que será la seguridad de máquinas, digamos, dentro de diez años?  

La tendencia de la Industria 4.0 continúa. Es muy fuerte en países con ingenierías fuertes como Alemania y Suecia, pero también en otros países y regiones de Europa Occidental, por ejemplo el norte de Italia. Esto significa que cada vez más máquinas se comunicarán directamente entre sí y que cada vez menos personas tendrán que trabajar cerca de la maquinaria peligrosa. La seguridad se dedicará cada vez más a monitorizar y controlar la interacción entre personas y máquinas.  

Conforme las máquinas requieran cada vez menos supervisión, necesitarán un apantallamiento mejor y más eficaz. Por lo tanto, en el futuro veremos una mayor necesidad de apantallamiento alrededor de la maquinaria en forma de vallas de protección de las máquinas.  

No se puede decir que la Industria 4.0 esté implantándose en todas partes, pero la automatización de la industria manufacturera se está produciendo en todo el mundo. Ello dará como resultado un mayor énfasis en la seguridad de máquinas en todo el mundo y contribuirá a un alto crecimiento continuado de la industria en los próximos años.  

Las personas empezarán a trabajar junto a robots, los denominados robots colaboradores. Son robots que pueden detectar a las personas que tienen alrededor y ajustan su velocidad y capacidad para que no haya riesgos de causarles daño. Ya estamos empezando verlos, sobre todo en la industria automotriz de Alemania y EE. UU. También se están desarrollando pequeños robots para fabricar teléfonos móviles y ordenadores, por ejemplo, en China. Como sucede en todos los desarrollos, surgen retos que deben superarse y aparecen nuevos estándares.  

 

¿Qué diferencias existen entre distintos países y continentes en cuanto a la seguridad en el lugar de trabajo?  

Tuvimos que empezar nuestros cursos en Europa Oriental y del Sur a un nivel muy básico. Por el contrario, en el norte de Italia, Alemania y Suecia el personal se mantiene muy actualizado. Norteamérica es similar a Europa Occidental, con un sistema estandarizado y legal estricto. Lo mismo se puede decir de Japón, Corea del Sur y, hasta cierto punto, de Sudáfrica y otras naciones africanas industrializadas.  

Los profesionales en China muestran gran interés y tienen un alto nivel de conocimientos tanto sobre productos como en seguridad de máquinas. Mi impresión es que probablemente también veremos grandes inversiones en la protección del medio ambiente en ese país.  

En India, el nivel de concienciación en cuanto a problemas de seguridad es aún comparativamente bajo. Generalmente son las empresas con sedes fuera de la India las que abordan los problemas de seguridad de los productos y del lugar de trabajo. Aparte de eso, la seguridad en el lugar de trabajo normalmente es aún un concepto nuevo para la industria india.  

Muchos estándares de la UE se han adoptado como estándares ISO y viceversa. Así pues, se aplican en todo el mundo. Esto es una gran ayuda para países en vías de desarrollo de Sudamérica y Asia que a menudo carecen de legislación sobre seguridad en el lugar de trabajo.  

En conjunto, vemos un movimiento hacia un mundo en el cual cada vez hay más áreas bajo sistemas reguladores muy similares, lo cual es una evolución muy positiva.  

 

¿Cómo se ve afectada la industria por el cambio legislativo y la investigación científica?  

La Directiva de máquinas de 2009 aún está vigente dentro de la UE, pero en 2019 entrará en vigor una nueva directiva. No preveo ningún gran cambio en las especificaciones técnicas en las próximas directivas, pero espero que se simplifique y adapte el marco jurídico para satisfacer las necesidades actuales.  

Como ya mencioné, la Directiva de máquinas no es una área prioritaria para las universidades, pero las organizaciones interesadas en los entornos de trabajo y las lesiones relacionadas con el trabajo elaboran sus propios proyectos sobre ese tema. Una de esas organizaciones es la organización nacional de seguros de enfermedad de Alemania, Institut für Arbeitsschutz der Deutschen Gesetzlichen Unfallversicherung (IFA), que también se dedica a la prevención de accidentes. Los estudios iniciales de la universidad de Mainz pretendían determinar la cantidad de energía requerida para que un toque pueda sentirse, hacer daño o herir a una persona.  

Los resultados, en términos de valores umbral, se han convertido en nuevas especificaciones en los Estándares EN ISO 10218 Partes 1 y 2, así como en las Especificaciones ISO / TS 15066, que establecen los valores máximos para los niveles de energía a los cuales puede estar expuesto un ser humano. Estas nuevas especificaciones complementan la Directiva de máquinas. Esto es muy interesante, sobre todo para entornos donde hay personas que trabajan muy cerca de robots colaboradores como ya he mencionado.  

 

¿Cuál es el propósito del Manual sobre seguridad de Axelent que has escrito?  

En Europa, hay aproximadamente 600 estándares sobre seguridad de máquinas, lo cual desanima a muchas personas a avanzar sobre este tema. El manual solo se ocupa las diez normas más importantes que deben ser consideradas en todos los entornos y aplicaciones.  

Hay muchos libros de seguridad de máquinas escritos para expertos. Quisimos escribir un manual que también pueden usarlo principiantes sin muchos conocimientos técnicos. Muchos dirigentes de las empresas trabajan con las finanzas pero también necesitan comprender bien los problemas de seguridad dentro de su empresa y entender que la seguridad tiene mayor prioridad que el dinero. Por ello, el manual utiliza muchas imágenes y gráficos con relatos para explicar problemas complejos.  

Además, los ingenieros que implementan las normas de seguridad también cometen errores que podrían evitarse fácilmente. Un manual que es fácil para seguir también es muy apreciado por los ingenieros cualificados.  

 

En tu opinión, ¿qué es lo que hace a Axelent líder en la industria?  

Lo que más distingue a Axelent de sus competidores es el alto nivel de conocimientos y experiencia profesional de la empresa. No solo entre los ingenieros que desarrollan los productos, sino también en gran medida, entre los equipos de ventas que trabajan en los mercados globales.  

Estamos puliendo nuestras competencias como consultores y trabajamos en estrecha cooperación con los institutos de estandarización, lo cual nos sitúa a la vanguardia de los desarrollos y cambios legislativos.  

Además, Axelent ofrece una solución llave en mano de un sistema estándar sin tornillos, flexible y fácil de montar, que se complementa con una gama de productos periféricos.  

Respondemos con rapidez a las necesidades de nuestros clientes. Constantemente estamos completando nuestra gama de productos con innovaciones que a menudo surgen de las consultas, sugerencias e ideas de nuestros clientes. Son contribuciones muy valiosas que refuerzan nuestra posición en el mercado.  

 

Artículos relacionados

Encuentre más recursos y Seguridad

29 jun. 2021 • Seguridad

¿Por qué se requiere una distancia de seguridad entre el interior de una valla y la zona de peligro?

Una valla de seguridad  impedirá que las personas entren en la zona de peligro. Sin embargo, algu...

14 jun. 2021 • Seguridad

Compartir es empatizar o preocuparse por los demás

We have collected all our knowledge about keeping yourself, your staff, production, warehouse and...

20 abr. 2021 • Seguridad

FAQ ¿Cuándo se necesita un interruptor de monitoreo en una puerta que forma parte de un vallado de seguridad?

19 abr. 2021 • Seguridad

Estándares para sistemas de protección anticaída y barandilla de protección, que garantizan que se cumplan las regulaciones y requisitos

El sistema ha sido totalmente probado y testado según las normas aplicables en los mercados relev...